El Plan Nacional del Agua, desarrollado en el CAI

Lunes, 10 Abril 2017

 

Pablo Bereciartúa, subsecretario de Recursos Hídricos del Ministerio del Interior, disertó en la sede del Centro Argentino de Ingenieros.

 

El Centro Argentino de Ingenieros fue sede de una jornada titulada Infraestructura del Plan Nacional del Agua, a cargo del Ingeniero Pablo Bereciartua, subsecretario de Recursos Hídricos del Ministerio del Interior, quien sindica al agua como un recurso clave y estratégico para alcanzar los objetivos de desarrollo sostenible.


La presentación se articuló en los cuatro ejes del Plan Nacional del Agua: agua y saneamiento; adaptación al cambio climático (incluyendo emisión de gases); grandes obras multipropósitos (se proyectan cinco represas para fines múltiples) y el Programa de Nuevas Áreas de Riego (se sumarán entre cuatro y cinco millones de hectáreas para la producción, con inversión privada y pública). El subsecretario de Recursos Hídricos sostiene que “la gente que no tiene agua y saneamiento tiene menos expectativas de vida. Hay estudios que afirman que las personas en esas condiciones viven al menos diez años menos que quienes si poseen esos servicios”. Es por eso que el Plan apunta a reducir el porcentaje de la población en situación de pobreza, en base a la garantización de servicios de agua potable y saneamiento, además de la mejora de la protección contra inundaciones. Detallando, señaló que la Argentina tiene un 80% de agua potable por red, incluso con unos 20 millones de argentinos sin conexión a cloacas; como también especificó que la Argentina trata menos del 20% de las aguas servidas, contra el 85% de Chile, por ejemplo.


Durante su disertación, Bereciartúa expuso los avances del Plan, una de las principales apuestas del Gobierno Nacional, detallando, por ejemplo, que “demandará una inversión de 44.000 millones de dólares en 15 años. Hasta hoy licitamos obras por 37.000 millones”. Y a la hora de enumerar obras, ahondó sobre el Sistema Riachuelo: cuenta con una financiación de 1.200 millones de dólares por parte del Banco Mundial, invertidos en la construcción de un túnel de 40 kilómetros de largo, a la vera del Riachuelo, que conectará las aguas servidas de Buenos Aires, con el fin de "liberar el sistema de cañerías para que se pueda incorporar más gente al uso de las cloacas". Además, destacó el hecho de que el año que viene se terminarán de incorporar nueve partidos bonaerenses a la jurisdicción del área metropolitana de Aysa, lo que hará que la empresa deba atender las necesidades de 15 millones de habitantes, cinco más que en la actualidad. Asimismo, valoró el acuerdo firmado con Holanda, cuyo eje es “una agenda de trabajo haciendo foco en la adaptación del territorio al cambio climático e inundaciones urbanas y rurales”.


Ver presentación del Ingeniero Pablo Bereciartúa 

 

 

Buscar

Noticias


Socios Protectores